Sedación dental

Sedación indolora y relajante…

Hoy en día es posible realizarse un tratamiento odontológico y recordarlo como una experiencia relajante gracias a la Sedación consciente en Odontología. La Sedación Dental se pone a disposición del paciente para que  algunas intervenciones puedan ser realizadas bajo un estado de sedación que proporciona confort y relajación durante todo el tiempo que dura el trabajo del equipo médico. De este modo, el paciente permanece en un estado de sedación controlada durante la intervención, reduciendo el estrés, la ansiedad y eliminando toda sensación de dolor.

En Clínica Otelo ofrecemos tres tipos de sedación:

La sedación consciente inhalatoria es un estado de total relax a través de una máscara facial que proporciona una mezcla de oxigeno y óxido nitroso, respirado por el paciente vía nasal. Puede ser utilizado por todo tipo de pacientes de cualquier edad y garantiza una experiencia agradable. El paciente permanece constantemente monitorizado.

La sedación consciente intravenosa está supervisada por anestesistas con gran experiencia que controlan el proceso, sedan al paciente y lo monitorizan durante la intervención.

La sedación oral medicamentosa es otro tipo de Sedación Dental que se consigue mediante la administración de medicamentos sedantes antes de la realización del tratamiento. Del mismo modo el paciente siempre permanece monitorizado.

Todas ellas hacen que el tratamiento sea más agradable y cómodo para el paciente y le permite estar más relajado a la hora de ser intervenido. Está especialmente recomendado en tratamientos de odontología convencional y/o quirúrgica aplicados a pacientes con problemas sistémicos, niños especiales o incluso pacientes (adultos o niños) con fobias o traumatizados por malas experiencias en el dentista. Los tratamientos se resuelven más rápidamente y el paciente  permanece un menor tiempo en la consulta, y todo ello gracias a la Sedación Consciente en Odontología.